Parte III

Camila y Antonio
quedan al descubierto

Camila le hace creer a su abuela Cecilia que Sofía es una ladrona

Sofía regresa a vivir a casa de su madre Rosario, dejándole antes muy claro a Antonio que ya no quiere saber nada de él, dejándole su vida de “perro”. Y Sofía les pide disculpas a su madre y a Rocky por no haberles hecho caso cuando la advirtieron de que Antonio no la haría feliz. Tras unos chequeos médicos que se hizo; Doña Cecilia le cuenta a su familia que ella padece del corazón y que lamentablemente la quedan pocos meses de vida, avisándoles de que quiere dejar toda su fortuna arreglada antes de que ella muera, dejando su parte de la Constructora al hijo que espera Sofía. Y para impedirlo, Camila le hace creer a su abuela Cecilia que Sofía tejió un perverso plan para quedarse con la fortuna de los Brando, enseñándola los documentos en los que Sofía saca dinero de la empresa que ha desaparecido, aunque eso lo hizo obligada por Camila y Gonzalo. Y Pedro enfrenta a su sobrina Camila por decirla eso a Cecilia en su mal estado de salud, ya que él mismo sabe que Camila está inculpando injustamente a Sofía, ya que ese dinero lo utilizaron para comprar la licencia para poder construir un Centro Comercial en el barrio de San Jerónimo. Y Camila chantajea a su tío Pedro diciéndole que si cuenta la verdad a su abuela, ella sería capaz de contar que ese dinero también lo utilizó él (Pedro) para comprarle un apartamento a Verónica. Al enterarse del mal estado físico de la abuela de Antonio; Sofía decide no contarle a Cecilia que ella descubrió que hace años Camila y Antonio son amantes, ya que teme que Doña Cecilia sufra un infarto al enterarse de la noticia. Y Doña Cecilia cree que Sofía abusó de su confianza, engañándola para luego robarla. Por otra parte, Don Jairo va a hablar con Camila sobre su difunto o supuesto padre: Rafael Brando, enseñándola una foto de él junto a otro hombre, chantajeándola con contarlo a todos que su padre se divertía con varios hombres, a pesar de tener una hija y una esposa. Por eso, Camila le pide a su tía Clemencia que la explique cómo eran sus padres, contándola que ellos eran muy buenos amigos, ya que nunca llegaron a casarse. Más tarde, Doña Cecilia se reúne con Sofía para pedirla explicaciones sobre un dinero que desapareció, que iba a ser para ayudar a los vecinos de San Jerónimo. Pero, Sofía le promete a Cecilia que ella jamás la robó y que eso debe de ser una trampa de Gonzalo (quien la hizo firmar el documento), aunque Doña Cecilia no la cree esta vez. Y Antonio tampoco puede creerse que Sofía les robara. Más tarde, Sofía enfrenta a Camila por hacerle creer a Doña Cecilia que ella le robó y, después, Camila saca a la fuerza a Camila de la empresa. Aunque ella no quería recibírselo por el qué dirán, Verónica acaba aceptando el apartamento que Don Pedro le regaló.

Cecilia se disculpa con Sofía por haber desconfiado de ella
Rocky, quien está siendo el paño de lágrimas de Sofía, pone a su disposición a su abogado de la discográfica para que la ayude a defenderse en contra de los Brando, ya que la acusan de haberles robado. Y el abogado le informa a Sofía de que tienen que demostrar qué ella no es una ladrona ya que, de lo contrario, ella podría acabar en la cárcel. Después, Don Juaco descubre que los Brando compraron la licencia para construir un centro comercial en San Jerónimo y, por esto, el abogado y Sofía creen que utilizaron ese dinero de la que le acusan de ladrona para comprar esa licencia. Y Rocky les advierte a Antonio y a Diego Tamayo que, si ellos no averiguan cómo compraron esa licencia, él sería capaz de abandonarles en esa apuesta discográfica en la que están ellos asociados con la discográfica de Rocky. Por su parte, Ligia enfrenta a su amiga Cecilia por creer en las mentiras de Camila, ya que Ligia está convencida de que su nieta Sofía dice la verdad, además, Ligia le retira para siempre a Cecilia su amistad por haber desconfiado de Sofía. Y Verónica se opone a recibir el apartamento que Don Pedro la regaló. Además, Verónica no quiere seguir trabajando para los Brando. Más tarde, el abogado consigue adentrarse en la empresa, con ayuda de Sofía, para sonsacar a los trabajadores que Gonzalo y Camila se quedaron con el dinero para comprar la licencia acusando a Sofía de ladrona y, después de grabarles, él se lo enseña a Cecilia. Y tras una junta directiva, Cecilia les dice a Camila, Gonzalo, Pedro y Clemencia, entre otros, que ella ya sabe que sacaron ese dinero para comprar una licencia. Y después de regañar a su familia por delinquir consiguiendo una licencia fraudulentamente y hacerla creer que ese dinero se lo robó Sofía; Cecilia le pide disculpas a Sofía por haber desconfiado de ella y, a modo de agradecimiento, la promete que dejará a su futuro hijo su participación en la empresa.

Camila descubre que ella no es una Brando
Diego Tamayo le cuenta a Camila que se dice que su supuesto padre era gay y que mantuvo su sexualidad en secreto intentándose casar con su mejor amiga (madre de Camila), quien estaba embarazada antes de esa relación y, por esto, Camila no es una Brando, ya que Rafael Brando (hijo de Cecilia) no era su padre; aunque ella tiene la pequeña esperanza de que Rafael sea su verdadero padre, hasta que un hombre que conocía a su madre le cuenta a Camila que su madre Alice estaba enredada con un hombre llamado Luigi Dorado, que la abandonó al enterarse de que estaba embarazada y, al ver esto, Rafael Brando se hizo muy amigo de Alice y se quiso casar con ella y acoger a su hija (Camila) como suya, ocultando así su homosexualidad. Al enterarse de que no es una Brando; Camila le cuenta todo lo sucedido a su esposo Gonzalo. Pero, Camila está dispuesta a apoderarse de la fortuna de los Brando y, con ayuda de su esposo Gonzalo, quiere comprar algunas casas del barrio de San Jerónimo para después vendérselas por más dinero a los Brando. Aunque ella no quiere aceptarlo; Pedro le confiesa a Verónica que está enamorado de ella, quien se va corriendo muy aturdida por lo ocurrido. Al día siguiente, Don Jairo le presenta a Camila a Luigi Dorado, dándose cuenta en ese momento que él es su verdadero padre; pero Camila no lo acepta y afirma que Alice y Rafael Brando son sus verdaderos padres. Pero, Camila se queda con un caramelo de Luigi Dorado para llevarlo a una clínica y saber si su ADN se corresponde al suyo y, así, averiguar si él es su padre. Además, el descarado de Luigi le amenaza a Camila con contar públicamente que él es su padre, y no el difunto Rafael Brando. Y Camila se da cuenta de que tiene muchas similitudes con su supuesto padre (Luigi), quien adora la moda, el sexo y el dinero, al igual que ella. Más tarde, Cecilia anuncia que, ahora en adelante, Sofía la sustituirá en la empresa. Y poco después, Cecilia le deja muy claro a Camila que como ella es hija de su hijo Rafael, no la despidió, si no ya estaría fuera de la empresa por haberla engañado.

Antonio se pelea con Rocky, por acompañar al médico a Sofía
Sorprendentemente, Camila planea con su esposo Gonzalo que él seduzca a Daniela para que ella le ayude a destruir a Sofía y apoderarse de la fortuna de los Brando. Y Gonzalo besa a Daniela, mientras Camila les observa, sin imaginarse que Gonzalo se siente muy atraído por Daniela, quien se enamoró de él y no está dispuesta a que Camila siga humillándole, aunque sea su esposo. Para impedir que Sofía maneje la empresa; Camila le dice a su tío Pedro que tienen que pagar a un médico para que certifique que Cecilia se volvió loca, pero Pedro no está dispuesto a permitir que hagan pasar a su madre por loca, cuando no lo está. Al ir a su primera cita médica de su embarazo, Sofía siente mucha ternura por su Doctor Juan Monsalve, quien la confiesa que está cuidando solo a su hija, ya que su esposa falleció cuando su hija era muy pequeña. A esta cita médica, Antonio y Rocky, cada uno por su parte, deciden acompañar a Sofía. Y como no soporta que Rocky esté cerca de Sofía; Antonio comienza a golpearle en la calle, donde la prensa les fotografía. Y para que el reportero de prensa la deje tranquila, Sofía se disfraza de enfermera y huye con su ginecólogo Monsalve en una ambulancia y, por todo esto, el médico fue incapaz de hacerle la primera ecografía al bebé de Sofía. Para empezar a chantajear a Camila; Luigi va hasta la oficina de “su hija” Camila. Y Luigi se da cuenta de que Camila tiene un amante. Y debido a tantos sobresaltos, Camila esta vez es incapaz de hacer el amor con Antonio, al que pregunta si él sería capaz de enamorarse de ella si ellos no fueran primos, pero Antonio lo niega, y Camila se derrumba al descubrir que Antonio sólo la quiso para acostarse con ella.

Gonzalo hace el amor con Daniela y resulta ser un fiasco
Hablando con su ginecólogo Juan Monsalve; Sofía comienza a sospechar que él quiere tener algo con ella, pero él lo niega y, debido a las náuseas del embarazo, Sofía le devuelve en la camisa y, para disculparse, Sofía le lava a mano la camisa. Por la noche, Cecilia se disculpa con Ligia por haber desconfiado de su nieta Sofía y, después, Cecilia invita al bingo a su gran amiga Ligia, quien al principio estaba muy enfadada con Cecilia. Y en ese bingo, Luigi se encuentra con Cecilia, con la que tiene el descaro de hacerse una foto para después enseñársela a su supuesta hija Camila para amenazarla con contar a su abuela que Camila es hija de él. Y Luigi comienza a coquetear con Cecilia, a la que propone que escapen juntos. Para evitar que los paparazzis la fotografíen; Sofía se hace una ecografía por la noche, acompañada por su Doctor Juan. Y Antonio va a esa cita médica y, poco después, Sofía se pone furiosa con él advirtiéndole que no quiere saber nada más de él y, para que la deje tranquila, ella le dice a Antonio que a estas alturas cree que jamás le quiso. Además, Juan Monsalve regaña a Antonio por dar tantos disgustos a Sofía en sus primeras semanas del embarazo. Mientras tanto, Daniela le dice a Gonzalo que ella está dispuesta a construir un futuro junto a él, si se separa de su mujer Camila, además, Daniela también le propone que podrían formar una gran familia llena de hijos. Y después, Gonzalo se besa apasionadamente con Daniela, pero Camila les interrumpe, y Daniela tiene que esconderse para que no la sorprenda en su casa, aunque Camila sabe que allí está escondida Daniela porque vio su coche afuera, pero Camila planeó con su esposo Gonzalo que él sedujera a Daniela para tenerla de su lado. Y después de que Camila menospreciara a su esposo como de costumbre, Daniela comienza a desnudarse y acaba haciendo el amor con Gonzalo. Y aunque a Gonzalo le encantó el sexo con Daniela, a ella le pareció insignificante, pero Daniela anima a Gonzalo diciéndole que está segura de que más adelante podrán disfrutar plenamente del sexo cuando lo practiquen más a menudo. Mientras que, Camila va a buscar a su abuela Cecilia al bingo.

Clemencia descubre a Pedro besándose con Verónica
Después de que pidiera a su amiga Ligia que investigara sobre Luigi Dorado porque le causa una mala impresión; Doña Cecilia acaba aceptando la propuesta de Luigi, con el que se van juntos. Y Camila llega tarde al bingo y se encuentra solamente con Ligia, que la chantajea a Camila para que pague la cuenta del bingo, ya que Ligia no tenía dinero para pagar, y Camila tiene que hacerlo para sonsacar a Ligia que Cecilia se fugó con un hombre llamado Luigi Dorado. Y Camila se pone furiosa con Ligia, insultándola por no decirla donde se llevó Luigi a su abuela. Y Luigi se lleva a Cecilia hasta un hotel, donde baila con ella y, por el esfuerzo, Doña Cecilia sufre una recaída. Tras la última discusión con Antonio; Sofía decide no aceptar dinero de los Brando y negándose a ocupar el puesto en la empresa de Doña Cecilia. Por otra parte, Verónica vuelve a decepcionarse de Benny, al ver que Jenny sigue buscándole, a pesar de que él la rechaza constantemente. Y más tarde, Don Pedro consuela a Verónica, y ambos acaban besándose y, siguiendo a su esposo, Clemencia les descubre y tira de los pelos a Verónica, pero Pedro separarlas, además, él la dice a su esposa Clemencia que Verónica le hizo recordar el amor y que la seguirá viendo porque la ama. Después de darse cuenta de que no puede satisfacer sexualmente a las mujeres; Gonzalo se da cuenta de que cuando se acostaba con Camila, ella fingía disfrutar, ya que a Daniela no la gustó, pero Daniela quiere enseñarle a ser el mejor amante. Por su parte, Alejo (el hermano de Sofía) le pide trabajo a Antonio para que le deje pinchar discos en su bar, y éste acepta la propuesta, además, Antonio le deja a Alejo su moto para que pueda trasladarse de un sitio a otro. Tras quedarse durante toda una noche hospitalizada, Doña Cecilia amanece mucho más recuperada y exige hablar con Sofía y Antonio. Mientras tanto, Gonzalo va a recoger los documentos de paternidad, en el que se demuestra que realmente Luigi Dorado es el padre de Camila. En la empresa, Sofía con su abogado informan a Antonio de que ella se quiere divorciar y que no quiere recibir ningún dinero de su parte, y él pide estar presente en acompañar a Sofía a las ecografías de Sofía y cuando ella dé a luz a su hijo.

Camila descubre que realmente Luigi es su padre
Al enterarse de que las pruebas de ADN dieron positivo, Camila llora desconsoladamente porque no soporta ser hija de Luigi y, de este modo, ella dejaría de ser una Brando, pero Camila no quiere decírselo a nadie y, por eso, ella planea con su esposo Gonzalo cómo pueden quedarse con la fortuna de los Brando. Para no involucrarse en la relación entre Don Pedro y Clemencia; Verónica decide alejarse de Miami y vuelve a Orlando con su padre Giardines y sus hermanos, quienes ayudan a su padre en el restaurante mexicano. Y aunque Giardines quiere que su hija trabaje como mesera en su restaurante; uno de los hermanos de Verónica (Usnavy) inscribe a su hermanita en un concurso televisivo para demostrar que ella es la mejor modelo culinaria. Después de conseguir reunir a Antonio y Sofía en su cuarto del hospital donde ella está recuperándose, Doña Cecilia les pide a Sofía y Antonio que no se divorcien por lo menos hasta que nazca el hijo de ambos, comprometiéndose a luchar contra su enfermedad, ya que Cecilia está segura de que Antonio y Sofía se reconciliaran antes de que Sofía dé a luz. En la clínica, donde está recuperándose; Ligia le cuenta a Cecilia que averiguó que Luigi está en busca de mujeres con dinero, y ambas planean la forma en la que pueden sonsacarle información y, por esto, Ligia pide ayuda a su hija Rosario para que pueda seducirle y sonsacarle todo lo que pueda porque Cecilia recordó que ella paseaba con Alice y que ésta comenzó a llorar cuando le vio. Poco después, Cecilia es dada de alta del hospital. Y para ayudarle a combatir su rápida eyaculación; Daniela masajea a Gonzalo desnudo e intentando evitar que él se excite, y Gonzalo consigue resistirse a sus masajes mientras ella está semidesnuda masajeándole, ya que él habla del otro tema con Daniela proponiéndole que se asocie con él en un negocio del barrio San Jerónimo. Por otra parte, Camila intenta acostarse con Antonio en el apartamento de éste y, allí, Don Pedro encuentra a Camila semidesnuda esperando a Antonio, pero ella se inventa que se le manchó la ropa y fue allí para lavársela y que por eso estaba en paños menores. Y Don Pedro llegó al apartamento de su hijo porque Clemencia le echó de su casa después de descubrirle besándose con su secretaria Verónica, además, Camila le dice a su tío Pedro que le entiende y que, por eso, quiere ayudarle a que consiga estar junto a Verónica. Volviendo al comienzo, Camila se apuesta con Antonio de que él consiga acostarse con Sofía, como si nada hubiese pasado entre ellos. En uno de los conciertos de Rocky y su banda en el bar de Antonio; Sofía enfurece al enterarse de que su hermano Alejo la ocultó que estaba trabajando como DJ para Antonio.

Antonio canta a Sofía
Convencida por Ligia y Cecilia; Rosario se viste como una mujer millonaria para hacerse un perfil en una página de contactos en Internet y, de esta manera, Luigi caerá a sus brazos y podrá sonsacarle qué hizo él en el pasado. Y Luigi está entusiasmado con su nueva conquista y, junto a Don Jairo, él planea enamorar a Lulú (como se hizo llamar Rosario) entre semana mientras los fines de semana está con Doña Cecilia, sin saber que todo es un engaño de Cecilia y su amiga Ligia para poder descubrirle. En el bar de Antonio; Sofía va al concierto de Rocky y su banda, donde éste la dedica una canción con el propio nombre de ella, bajo la mirada de Antonio y también Lena, quienes están celosos de los halagos de Rocky hacía Sofía, quien se derrite tras cada una de sus palabras y canciones. Para conseguir la apuesta que hizo con su prima Camila; Antonio habla por el micrófono de su bar, diciendo ante todo el mundo que él lamenta haber hecho daño a Sofía, diciéndola que sigue enamorado de ella y, poco después, Antonio le toca el piano y le canta a Sofía, declarándole así el amor que siente por ella. Y más tarde, Antonio se lleva a su cuarto a Sofía para decirla que ella es a la única mujer que ha amado, además, él le enseña un video que hizo para el hijo que tienen en común, donde se presenta como es él en realidad.

Luigi intenta abusar sexualmente de Rosario
Camila le hace creer a Sofía que Antonio quería interrumpir su embarazo y que ahora quiere utilizar al hijo de ambos para apropiarse de la fortuna de su abuela Cecilia. Por esto, Sofía comienza a llorar y después ella le dice a Antonio que la duele que él pensó en el aborto al enterarse de que estaba embarazada. Además, Alejo se opone a llevar a su hermana Sofía hasta su casa porque en ese momento estaba besándose con Lorena (la hermana de Jenny). Como Gonzalo no fue capaz de sonsacarle el dinero a Daniela; Camila le regala el coche de Gonzalo a Luigi, para que éste no le cuente a nadie que él es su verdadero progenitor. Haciéndole creer que tiene una casa en la playa donde le cita (ya que la casa se la dejó Cecilia); Luigi llega a esa casa para conquistar a Rosario (que se hace llamar Lulú). Y Luigi intenta abusar sexualmente de Rosario. Por otra parte, Benny y Marc se ponen de acuerdo para llevar al ginecólogo a Jennifer y, así, descubrir quien es el verdadero padre del supuesto hijo que espera. Pero, al llegar, Jennifer le cuenta al Doctor que ella no está embarazada. Y más tarde, Jenny les hace creer a Benny y Marc que su embarazo correría peligro si se hace la prueba de paternidad por lo que no quiere hacérselo.

Verónica le pide a Pedro que se divorcie de Clemencia
Cuando Luigi intenta abusar sexualmente de Rosario; Rusinky (el pretendiente de Rosario) llega para salvarla, golpeando duramente a Luigi Dorada, quien acaba escapando para que no le demanden ante la policía; pero favorablemente los oficiales de la policía le arrestan. Y para ocultárselo a su hija Sofía; Rosario se inventa que la atacó un perro. Hablando con Camila; Doña Cecilia se da cuenta de que su nieta la oculta algo sobre Luigi, además, Cecilia descubre que Luigi tiene el coche de Gonzalo (el esposo de Camila). Aunque Benny y Marc obligan a Jenny a que se haga una ecografía; ella se opone porque no quiere que descubran que ella en realidad no quiere estar embarazada, pero Benny y Marc (aconsejados por Sofía) deciden contratar a un abogado para obligarla que se haga una prueba de embarazo. Después de volver a ir a buscarla; Don Pedro la dice a Verónica que quiere estar con ella. Y motivada por los piropos de Don Pedro; Verónica acaba besándose apasionadamente con Pedro y, aunque estuvieron a punto de hacer el amor, ella le dice que no está preparada a acostarse con un hombre casado, pidiéndole que se divorcie legalmente de su esposa Clemencia, si quiere mantener una relación en serio con ella (Verónica). Aprovechándose de que no hay nadie en su casa; Alejo intenta acostarse con su novia Lorena (la hermana de Jenny) en su cuarto, pero ésta le rechaza cuando descubre que él no quiere tener nada con un chico que no tiene aspiraciones en la vida, ya que se opone a seguir estudiando. Yendo a la comisaría donde tienen encerrado a Luigi; Ligia descubre que Camila fue allí para sacar de la cárcel a Luigi, al que propone que viaje lejos de allí, pero Luigi se opone y, hablando, Camila y Luigi se dan cuenta de que Cecilia le hizo una trampa cuando le citó con Rosario en su casa de la playa. Por su parte, Antonio va a hablar con Sofía para decirla que todo es un montaje de Camila y que no debe de creerla cuando la hizo creer que él quería que ella abortase, pero Sofía no le cree porque recuerda que Antonio no se ilusionó cuando recibió la noticia de que ella estaba embarazada. Y por casualidad, Rosario escucha la conversación y descubre que Antonio es amante de su prima Camila, por lo que Rosario echa de inmediato a Antonio de su casa.

Alejo tiene un accidente de moto
Por una distracción y por exceso de velocidad; Alejo se estrella en la moto que le dejó Antonio contra un camión y, por eso, Alejo corre peligro de muerte porque tiene un gran hematoma en el cráneo. Y Sofía y Rosario enfrentan a Antonio, culpándole de ser el culpable del accidente de Alejo por haberle dejado su moto, sin que él tuviese experiencia en el manejo de la moto. Y como Rosario, ni Sofía, ni Ángel pueden pagar la operación para salvarle la vida a Alejo; Antonio le da el dinero a Ángel para que pague la operación de Alejo, como si Ángel fuera quien pusiera el dinero, ya que Sofía y Rosario no querían recibir más dinero de los Brando. Después de hacerle creer a la policía que Luigi le robó el coche de Gonzalo; Camila consigue dejar en la cárcel a Luigi y, además, él es culpado de haber intentado abusar sexualmente a Rosario. También, Camila paga dinero a Don Jairo para que mantenga en la cárcel al vividor de Luigi. Y para impedir que Luigi le cuente a Doña Cecilia que él es su verdadero padre; Camila le dice a su abuela Cecilia que Luigi la estuvo chantajeando diciendo que él es su padre, pero Cecilia le dice a su nieta que no tiene ninguna duda de que ella es una Brando y que no es hija de Luigi Dorado. Pero, Cecilia le pide ayuda a su hijo Pedro para que juntos investiguen si en realidad Camila es hija de Luigi. Después de operarle, los médicos salvan la vida de Alejo, pero informan a la familia de éste que Alejo consumía drogas y que, por eso, será muy difícil la recuperación de Alejo. Y Rosario y Sofía descubren que Alejo se compraba las drogas que consumía gracias al dinero que Rusinky (el pretendiente de Rosario) le proporcionaba.

Diego Tamayo descubre que Camila no es una Brando
Rosario le recrimina a Rusinky que le haya dado dinero a su hijo Alejo, que él utilizaba para comprarse drogas. En la cárcel, Luigi decide llamar por teléfono al programa de radio de Diego Tamayo para contar que él dejó embarazada a Alice, que utilizó ese embarazo para enredarse con Rafael Brando y que él hizo creer que era el padre de Camila para ocultar su homosexualidad. Pero, Diego Tamayo no puso esa conversación en la radio para poder chantajear a “su amiga” Camila. Al enterarse de que un vecino de Rocky quiere vender su casa; Don Jairo se ofrece para comprársela, aunque el dinero se lo proporcionará la compañía Brando, para su proyecto de construir un centro comercial en el barrio de San Jerónimo. Y Gonzalo le pide a Daniela más dinero del que piden por esa casa para quedarse él y Camila con más de la tercera parte de ese dinero. Después de que la regalara un coche, Verónica y Don Pedro vuelven a besarse apasionadamente, agradeciéndole que se ocupe tanto de ella. Para ganar dinero para pagar la rehabilitación de Alejo; Rosario y Sofía quieren arrendar una habitación de su casa, y Ángel es el primero en ofrecerse a ser inquilino de la que fue su esposa, Rosario.

Sofía accede a irse a vivir al apartamento de Antonio
Influenciada por su hermana Lorena; Jenny acaba confesándole a Benny y Marc que ella no está embarazada, aunque lo estuvo pero lo perdió. Como Rocky no tenía dinero para comprar la casa a su vecino; Diego Tamayo le da el dinero a su socio Rocky para que compre esa casa y, así, el vecino no se la venderá a los Brando, por lo que Camila se pone furiosa. Por su parte, Sofía se da cuenta de que su amiga Verónica está enredada con Don Pedro, ya que le ve en el nuevo apartamento de ésta, con un delantal, en el que pone “I love Vero”. Como tiene que irse de su casa para que su madre Rosario alquile la habitación a su padre Ángel; Sofía se va a vivir de nuevo al apartamento de Antonio, quien muy caballeroso, le cede su casa, y él decide irse de allí.

Antonio rompe su relación amorosa con Camila
Cansada de sus desprecios, Bibiana enfrenta a Diego Tamayo, quien se pone furioso con su asistenta. Olvidando la infidelidad con Benny; Marc se reconcilia con Jenny, haciendo el amor apasionadamente. Después de quedarse sin casa; Don Pedro tiene que irse a vivir al apartamento que le regaló a Verónica. Más tarde, Benny decide visitar a Verónica a su nuevo apartamento y, para su sorpresa, él se encuentra allí con Don Pedro. Y Verónica decide quedarse al lado de Don Pedro, rechazando a Benny, quien se va furioso de allí, pero con ganas de seguir luchando por Verónica. Por otra parte, Gonzalo le confiesa a Daniela que todo este tiempo se ha estado aprovechando de su buena voluntad, diciéndola que eyacula rápidamente solamente cuando se acuesta con ella (Daniela), ya que con Camila no le pasa y le dice que eso le debe de ocurrir porque él está realmente enamorado de Camila. Por eso, Daniela está decidida a darle amor del bueno a Gonzalo. Para que Diego no publique que Camila no es una Brando; ella tiene que acostarse con Diego Tamayo. Al día siguiente, Antonio le deja muy claro a su prima Camila que él va a rehacer su vida junto a Sofía y, como Camila no entra en los planes de Antonio, él rompe los juegos amorosos que ambos mantienen y, muy dolida, Camila comienza a llorar desconsoladamente porque no quiere perder a Antonio, diciéndole que ella lo que quiere es ser su mujer.

Sofía descubre que Antonio se apostó con Camila su virginidad
Antonio le deja muy claro a Camila que la única mujer de su vida es Sofía y, al escuchar esto, Camila se pone histérica, llorando y dando gritos enfurecida. Tras esto, Camila tiene que devolverle el anillo de matrimonio a Antonio. Pero, para indisponer a Sofía nuevamente contra Antonio; Camila le devuelve ese anillo de matrimonio a Sofía, contándola que ella lo tenía de una apuesta que hizo con su primo Antonio. Además, Camila se atreve a enseñarle a Sofía las grabaciones de las apuestas que ella hizo con Antonio. Y en ese momento, Sofía descubre que fue víctima de las perversas apuestas de Camila y Antonio, escuchando como Antonio apuesta con Camila que él será capaz de enamorarla a ella (Sofía) para quitarla la virginidad y después casarse con ella. A pesar de que viven en el mismo apartamento, Verónica y Don Pedro duermen en habitaciones separadas, ya que ella no quiere hacer el amor con él hasta que se divorcie de Doña Clemencia. Prometiéndole que le sacaría de la cárcel; Doña Cecilia visita a Luigi Dorado para sonsacarle que relación tiene con Camila. Cuando Sofía ve a Antonio, ella le enfrenta preguntándole si él fue capaz de apostar su virginidad con Camila y, como él es incapaz de negárselo, Sofía se pone furiosa y ahora ella está dispuesta a vengarse de él, negándole ver a su hijo cuando nazca. Y Sofía no quiere seguir ocultando la relación amorosa de los primos Camila y Antonio...

Gonzalo descubre que Camila le ha sido infiel con Antonio
Cansada de ocultar la relación entre Antonio y su prima Camila; Sofía va hasta la oficina de Gonzalo para contarle que “su panterita” (como él llama a su esposa Camila) es amante de su primo Antonio, pero Gonzalo no la cree. Pero, Camila se lo niega todo a “su honey” (como Camila llama cariñosamente a su esposo Gonzalo), y éste la cree. Por su parte, Camila se cree con el derecho de enamorar a Antonio, pero él la deja muy claro que ellos no pueden tener nada porque son primos y, además, porque él ama a Sofía, pero Camila le advierte a Antonio que ella jamás permitirá que esté con Sofía. Cuando Verónica estaba haciendo un casting para ser la presentadora de un programa de cocina para el canal Telemundo; Jenny va a visitarla para pedirla que deje en paz a Benny; y Vero la promete a Jenny que nos buscará más a Benny. Haciendo una reunión en Brando Constructores; Sofía acepta el puesto de presidencia de la empresa que le dejó Doña Cecilia. Como cree que su nieto es un enfermo al sexo; Doña Cecilia le aconseja a Antonio que se someta a un tratamiento para así poderle ser fiel a Sofía. Cuando Rusinky intenta besar forzosamente a Rosario; Ángel la defiende propinándole un fuerte puñetazo. Para humillar Diego Tamayo; Camila llama a su programa de radio para decir que mantuvo el peor sexo a su lado y, sospechando que Camila era la persona que llamó; Diego pone en Internet fotos en las que se demuestra que Camila y Antonio son amantes, ya que ellos están besándose apasionadamente. Y poco después, Gonzalo y Daniela ven esa foto y se dan cuenta de que Camila y Antonio son amantes, como Sofía se lo contó a Gonzalo. Acto seguido, Gonzalo enfrenta a Antonio, aunque él le niega que eso sea cierto.

Doña Cecilia descubre que sus nietos son amantes
Don Pedro se queda sorprendido cuando Verónica le cuenta que su hijo Antonio era amante de su prima Camila. Además, Daniela comienza a llorar desconsoladamente porque se da cuenta de que Antonio y Camila se burlaron de ella. Y Clemencia le dice a Daniela que ella les descubrió haciendo el amor cuando él se iba a casar con ella (Daniela) y, por esto, Daniela se opone a que Camila siga trabajando en la compañía. Y Fernando Valdiri (el padre de Daniela) también exige que se eche de la empresa a Gonzalo, aunque Daniela está en desacuerdo porque ella está enamorada de Gonzalo. Al llegar a su casa, Gonzalo enfrenta a su esposa Camila por haberle traicionado con su primo Antonio y, aunque ella dice que es un montaje, Gonzalo esta vez no la cree, ya que Antonio no fue capaz de negar esa relación. Por su parte, Diego Tamayo siente celos al ver a su asistenta Bibiana saliendo con Juan Camilo (el abogado de la familia Brando). Aprovechándose de que Sofía se separó de Antonio; su ginecólogo Juan Monsalve y Rocky, cada uno por su parte, la dicen a Sofía que estarán esperándola cuando ella esté preparada a comenzar una nueva relación. Cuando Verónica estaba celebrando con Don Pedro que ella ganó el concurso para ser presentadora de un programa de cocina; Clemencia llega al apartamento donde éstos viven para arruinarles la fiesta. A pesar de que Antonio intenta que su abuela Cecilia no se entere de la relación amorosa que él mantiene con Camila; su abogado Juan Camilo se ve en la obligación de contarle a Doña Cecilia que sus nietos Camila y Antonio son amantes desde hace muchos años, enseñándole la foto que publicaron en Internet en la que ambos se están besando apasionadamente.

Camila pasa de la vicepresidencia a ser una vendedora más de la compañía
Al enterarse de que Camila y Antonio son amantes; Cecilia tiene que tomarse una pastilla para evitar una recaída y, entre lloros y furiosa, Doña Cecilia le pide a su abogado Juan Camilo que convoque a su familia a una junta extraordinaria. Y sin saber que su abuela ya lo sabe; Antonio va a contarle a Cecilia que él fue amante de su prima, y ésta le agradece que haya ido a contárselo, aunque no le perdona ni a él ni a Camila lo que hicieron. Por si aún le quedaba alguna duda de las infidelidades de su esposa Camila; Daniela va a contarle a Gonzalo que Antonio se acostó con Camila antes del matrimonio de ella con Antonio. Y Cecilia le reprime a su nieto que haya hecho tanto daño a Sofía, advirtiéndole que el precio de ese error será muy alto. Evitando el paso de Camila a la junta directiva; Doña Cecilia pide el despido de Camila porque no está dispuesta a que la Gerente Comercial de Brando Constructores no se respete ni a ella misma. Mientras que, Camila sigue intentando hacerle creer a su esposo Gonzalo que todo fue un montaje que la hicieron para hundirla, pero Gonzalo ya no la cree. Acto seguido, Doña Cecilia le dice a Camila que recoja sus cosas y que se marche de la compañía. Y Daniela la ofrece seguir en la compañía, pero pasando de la vicepresidencia a ser una simple vendedora de la empresa y, aunque es una humillación para ella, Camila acaba aceptándolo. Aunque Fernando Valdiri quería despedir también a Gonzalo; él mismo les asegura que él fue otra víctima de Camila y que no se merece perder su puesto de trabajo, además Daniela le defiende en todo momento. Debido a la publicación de esas fotos, Antonio va a enfrentar a Diego Tamayo, propinándole varios golpes. Por su parte, Jenny va a Brando Constructores a buscar trabajo como vendedora y, al ver la ambición de Jenny; Camila se alía con Jenny, haciéndola creer que ella es una famosa modelo. Escribiéndola una carta de amor a Gonzalo y pidiéndole que quiere conocer el amor a su lado; Daniela consigue que Gonzalo comience una relación amorosa con ella.

Sofía es la encargada en contratar a Camila
Doña Cecilia deposita toda la confianza en Sofía, pidiéndola que se encargue de manejar la compañía y, para empezar, Sofía tiene que realizar una prueba de personal para unos puestos vacantes de vendedores. Y Sofía se ve en la penosa obligación de tener que entrevistar a Camila para el puesto de vendedora. Obligada por su padre Giardines; Verónica tiene que ir a comer a la casa de Rocky, para reencontrarse con Benny, que la dice que Jenny perdió al bebé que esperaba. Y Giardines, que desconoce la relación que mantiene su hija con Pedro Brando, anuncia al barrio el noviazgo entre Verónica y Benny. Y acto seguido, Benny le pide a “su pastelito” (Verónica) que se case con él, y ésta acepta. Como su hija Rosario se opone a tener una relación con Rusinky; Ligia intenta sonsacarle a Rusinky si él se fijaría de una mujer mayor que él, ya que Ligia está interesada en conquistar a Rusinky, pero éste la deja muy claro que no cambiará a Rosario por otra. Además, Rusinky sigue ganándose el cariño de Rosario con dinero y regalos, ya que le compra muebles especiales para que Alejo pueda moverse con mayor facilidad cuando llegue a su casa y tenga que recuperarse del accidente que sufrió. Después de que Ángel le reprochara a Antonio que se haya burlado de su hija Sofía; Antonio le confiesa a Ángel que él es un enfermo del sexo y que tendrá que viajar muy lejos para realizar una terapia y, así, poder curarse, pidiéndole que durante este tiempo que él esté fuera del país, cuide de Sofía. Después de esperar una fila como las demás aspirantes y rellenar un formulario; Camila es entrevistada por Sofía, su gran enemiga, para poder conseguir el puesto de vendedora. Además, Sofía también entrevista para el puesto a Jenny, quien comienza a llorar desconsoladamente haciéndola creer que tiene un vacío muy grande desde que se enteró que perdió al bebé. Y finalmente, Sofía contrata a Jenny y también a Camila como vendedoras de la compañía. A pesar de todo lo ocurrido, Gonzalo sigue al lado de su esposa Camila, quien le dice que a partir de ahora se va a vengar de los Brando robándoles poco a poco todo el dinero de la compañía. Para empezar su venganza, Camila le pide a la recepcionista de Brando Constructores (Danira) que pida traslado a otra sección de la empresa para dejar libre su puesto de recepcionista.

Antonio va a una terapia para recuperarse de su adicción al sexo
El abogado Juan Camilo le confiesa a Doña Cecilia que descubrió que Camila no es una Brando, contándola que Camila es hija de Alice y Luigi, quien la rechazó y, por eso, su hijo Rafael Brando decidió hacerse cargo de esa niña y de Alice. Y para Cecilia, Camila seguirá siendo como su verdadera nieta y no quiere contarle nada a nadie para no herir a Camila, sin saber que la propia Camila ya está enterada de todo y pretende quitarle toda la fortuna a los Brando. Por su parte, Alejo llegó en silla de ruedas a su casa. Como su padre Don Juaco no está de acuerdo con que trabaje en la constructora de los Brando; Jenny le hace creer a su padre que ella trabajará allí con la finalidad de averiguar todos los planes que tienen los Brando en contra del barrio San Jerónimo. Dejándole un video de despedida, Antonio le dice a Sofía que por ella y por su hijo tiene que irse a una terapia para dejar su adicción al sexo y, así, convertirse en la persona que ella merece. Como Rocky se opone a realizar su gira musical porque teme volver a perder a Sofía; Diego Tamayo le anima a seguir adelante con la gira, intentando ridiculizar a través de la emisora de radio al ginecólogo Juan Monsalve, pero él mismo llama diciendo que va a luchar por Sofía.

Camila quiere librarse de su padre Luigi a como dé lugar
Como Antonio no está de acuerdo con hacer una terapia grupal para curarse de su adicción al sexo; él se opone a seguir allí, pero su profesora sigue ayudándole pidiéndole que intente seducirla (como método de corrección a su adicción) y, en ese momento, ella le dice a Antonio que cree que él no es adicto al sexo porque la rechazó a ella, pero deciden seguir con la terapia para saber qué es lo que realmente le sucede. Por su parte, Camila siente mucha humillación cuando Sofía la deja en el barrio de San Jerónimo para que trabaje allí como vendedora. Como ve a Camila llorando tirada en un jardín, Don Jairo la recoge en su coche y la lleva de nuevo a la empresa, además, Camila le pide a Jairo que calle de una vez por todas a Luigi, quien ha seguido chantajeándola con contar que él es su padre. Por eso, Don Jairo visita a un hombre en la cárcel para ofrecerle mucho dinero a cambio de que le dé una paliza a Luigi. Mientras que, Sofía y Doña Cecilia descubren que Camila intentó hacer una estafa, vendiendo un local que no existe.

Pedro y Benny dicen estar comprometidos a la vez con Verónica
Camila les hace creer a Doña Cecilia y a Sofía que se trató de un error porque ella no intentó robarles en ningún momento, haciéndole creer a su abuela Cecilia que Sofía ha intento humillarla desde el primer momento que empezó a trabajar como vendedora de la compañía. Llorando frente a su abuela, Camila le dice a Cecilia que siente que ella jamás la quiso como Antonio, a pesar de que ambos son sus nietos, además, Camila la dice a su abuela que ella siempre quiso trabajar a su lado porque la admira y quería ser como ella. Por esto, Cecilia cree en las falsas palabras de Camila y decide tenerla trabajando en Brando Constructores. En la cárcel, Luigi recibe una gran paliza, ordenada por Camila. En el concurso para elegir la mejor modelo culinaria, Verónica es presentada y, desde el programa, Don Pedro y Benny, cada uno por su parte, se presentan como los prometidos de Verónica, quienes dicen que están muy enamorados y que quieren casarse con ella. Al ver esto, Pedro y Benny descubren que Verónica les está engañando a ambos.

Benny rompe su relación con Verónica
Verónica comienza a llorar desconsoladamente y se retira del concurso porque no soportó la humillación de que dos hombres totalmente diferentes dijeran que estaban comprometidos con ella. Más tarde, Benny enfrenta a Verónica por haberle engañado, aceptando su compromiso, al mismo tiempo que estaba con Don Pedro. Pero, Verónica le explica a Benny que Don Pedro se confundió porque a ellos sólo los une una amistad, pero Benny no la cree y la dice que ella ha sido su mayor decepción y que se irá de gira, para estar lejos de ella y olvidarla. Y Doña Beatriz le dice a Don Giardines que ella también está muy defraudada porque por culpa de su hija Verónica, su hijo está sufriendo. Y el duro de Giardines se derrumba y llora entristecido porque en algún momento pensó que podría rehacer su vida al lado de Doña Beatriz. Al llegar a su apartamento, Verónica se encuentra con Don Pedro, al que dice que no quiere seguir con esa relación, ya que cree que ella le podría perjudicar con su familia, pero Pedro le dice a Verónica que él quiere seguir luchando por su amor, pero ésta no está dispuesta a seguir con Don Pedro. Para separar a Sofía de Antonio; Camila va hasta la clínica del Doctor Monsalve para pedirle que se alíen y que, juntos, consigan separar para siempre a Sofía y Antonio. Tras la entrevista que pusieron en la televisión en la que Don Pedro le declaraba su amor a Verónica; Doña Cecilia y Clemencia le piden explicaciones a Pedro porque la empresa de Brando Constructores se puede ver afectada por ese escándalo, entre otros. Y Don Pedro les deja muy claro a su madre Cecilia y a su esposa Clemencia que él está realmente enamorada de Verónica. Al enterarse de que Antonio está internado en una clínica para realizar una terapia por su adicción al sexo; Camila va hasta esa clínica para hacerles creer que ella también debe de ser internada para curarse de una adicción. Y aconsejado por su doctora, Antonio enfrenta a Camila, que le dice a su primo que quiere dejar de destruirle la vida a sus seres queridos y sobre todo a él (Antonio), pidiéndole que no la deje sola y que la ayude a ser una mejor persona.

Antonio regresa curado de su adicción al sexo
Mientras Benny se va de gira con Rocky y su banda; Don Pedro encuentra una carta de despedida de Verónica. A pesar de que Alejo se opone a ver a su padre; Ángel entra en el cuarto de Alejo y, aprovechando que él no puede ni moverse por el accidente, consigue decirle que no va a soportar que las mujeres de su casa sigan malcriándole, advirtiéndole que le va a impedir que siga drogándose. Finalmente, Camila consiguió que el Doctor Monsalve se aliara con ella para separar a Sofía y Antonio, por eso, Juan Monsalve le recomienda a Sofía que no esté sometida al estrés del trabajo, haciéndola creer que se la subió la tensión. Por esto, Sofía tiene que dejar de trabajar en la empresa. Y Gonzalo y Daniela supervisarán el trabajo de Camila y las demás vendedoras del proyecto del barrio San Jerónimo. Después de seis meses de éxito en su gira; Rocky, Benny y Lena regresan a su barrio, y Doña Beatriz y Don Juaco temen que la fama se les haya subido a la cabeza. Y Sofía, que está a punto de dar a luz, se hizo novia de su ginecólogo, Juan Monsalve. Pasados estos meses, Antonio consiguió superar su adicción al sexo y, por eso, él decidió regresar a Miami. Además, Antonio tiene que evadir las insinuaciones de Camila. Pero, Antonio se lleva una gran decepción cuando su prima Camila le cuenta que Sofía rehizo su vida al lado de su ginecólogo. Mientras que, Gonzalo le confiesa a Daniela que está locamente enamorado de ella, pero él no puede dejar a su esposa Camila porque juntos consiguieron vender locales al doble del dinero que pusieron los Brando.

Sofía se da cuenta de que su ginecólogo la engañó para apartarla de su familia y su trabajo
Nany, quien se acostó anteriormente con Antonio, comienza una terapia con la misma doctora de Antonio, al enterarse de que tiene SIDA, después de haberse acostado con varios hombres sin tomar ninguna precaución para no quedar embarazada ni enferma, como ya lo está. Y Nany teme que Antonio y todas las mujeres con las que se haya acostado, incluso su esposa Sofía y su futuro hijo estén afectados de SIDA por su culpa. Por su parte, Giardines le construye una sucursal de su restaurante “La Tortilla de Oro” en Miami para su hija Verónica, que se siente feliz por ese gran detalle de su padre. Pasando por la puerta del restaurante de Verónica y al ver una foto de ella, Don Pedro entra al restaurante para ver a su amada Verónica, a la que no veía desde hace meses. Y Don Pedro le hace creer a Verónica que no regresó con Clemencia, ya que él quiere volver a intentarlo con Verónica, aunque ya se haya reconciliado con su esposa. Allí, creyendo que Don Pedro sólo es un buen amigo de Giardines, ambos hacen muy buena amistad y, como él quiere seguir construyendo restaurantes para el resto de sus hijos, Pedro le aconseja a Giardines que su empresa de Brando Constructores puede ayudarle con la venta de locales para que haga más restaurantes. Al sentirse mal por su embarazo, Sofía acude a la consulta de una doctora, diferente a su ginecólogo, y ésta la dice que ella tiene la tensión baja, todo lo contrario que le dijo Juan. Por esto, Sofía le pide explicaciones a Juan Monsalve, ya que se dio cuenta de que la hizo creer que tenía la tensión alta porque la quería apartar de su familia y su trabajo, por eso, Sofía rompe su relación con Juan Monsalve. Y Antonio regresa a su apartamento a visitar a Sofía para pedirla que regresó para ver como da a luz a su hijo. Y Antonio hace reír a Sofía cuando le cuenta que él tomó un curso para ayudarla a relajarse en el parto, dándola las primeras instrucciones. Haciendo caso a Don Pedro; Don Giardines va a hablar con Camila para comprarla un local en el barrio de San Jerónimo.

Antonio descubre que podría tener SIDA
Al llegar a su apartamento, Camila descubre que allí está viviendo su padre Luigi, que acaba de salir de la cárcel, e intenta sacarle de allí, pero él la vuelve a hacer chantaje diciéndola que tiene pruebas de que ella mandó que le golpearan en la cárcel y que él podría decir públicamente que él es su padre, por eso, él consigue quedarse en casa de Camila. Como sigue enamorada de “su pastelito” (Benny); Verónica va a buscarle a uno de sus conciertos, pero ella se queda entristecida al verle acompañado por Lorena (la hermana de Jenny). En el bar, Antonio recibe de nuevo la visita de Nany (que fue su amante) y, como no se atreve a decírselo cara a cara, Nany le escribe en el espejo de su baño que ella tiene SIDA, dándole a entender que él podría estar contagiado porque ambos mantuvieron relaciones sexuales sin tomar precauciones para no contagiarse. Y Antonio teme que, además de que él padezca SIDA, también podría haber contagiado a Sofía, el niño que está por nacer, Camila y las demás mujeres con las que se haya acostado.

Camila encierra a Sofía cuando está a punto de dar a luz
Luigi sigue aprovechándose de su hija Camila con chantajes y, además de instalarse en su casa, él se viste con la ropa de Gonzalo. Y cuando logra quedarse solo, Luigi organiza una fiesta con sus amigos en la casa de Camila, además, Luigi les regala ropa de Gonzalo y Camila a los invitados de su fiesta. Y Clemencia y Pedro se despiertan por el escándalo de la fiesta de la casa Camila. En el concierto que da Rocky en el bar de Antonio; Benny se encuentra con Verónica y, aunque siguen amándose, ellos intentan esquivarse porque Verónica piensa que Benny está enredado con Lorena. En el apartamento de Antonio; Sofía rompe aguas y está a punto de dar a luz, pero Camila la quita el teléfono y la encierra allí. Después, Sofía se desmaya y, acto seguido, Rocky encuentra a Sofía y de inmediato llama a una ambulancia para llevarla a un hospital donde Sofía pueda dar a luz. En un arranque de pasión, Don Juaco besa apasionadamente a Doña Beatriz y, al final, ambos acaban haciendo el amor. Cuando iba en su coche, Camila encuentra a Antonio por la calle entristecido y llorando. Instantes más tarde, Clemencia telefonea a Camila para decirla que en su casa hay una fiesta con la música muy alta y no puede dormir. Mientras tanto, Gonzalo y Daniela están haciendo el amor en el apartamento de ésta. Y Juan Monsalve y Rocky acompañan a Sofía en el nacimiento de su hijo, aunque ella deseaba que fuese Antonio quien estuviera en el lugar de éstos. Cuando Antonio ve en las noticias de la televisión que Sofía está a punto de dar a luz y, en ese momento, él llama por teléfono a Camila para decirle que Nany tiene SIDA y que probablemente ellos también estén contagiados. Y Antonio es incapaz de ir al hospital porque le da vergüenza mirar a Sofía y a su hijo a la cara porque cree que ellos también estarán enfermos. Al llegar a su casa, Camila se pone furiosa e intenta echar a la gente de su casa, pero Luigi consigue seguir con su fiesta, chantajeando de nuevo a Camila con decir a todos que él es su verdadero padre.

Sofía da a luz
Al dar a luz, Sofía echa de su cuarto a Juan Monsalve, y Rocky es quien la acompaña en el nacimiento de su hijo. Y el hijo de Sofía nace con poco peso y, de la emoción, al escuchar la noticia, Ángel le roba un beso a Rosario, que acaban de convertirse en abuelos. Y Doña Cecilia no puede entender por qué Antonio no acudió al nacimiento de su hijo. Al llegar a su casa, Benny y Lorena encuentran a sus padres (Beatri y Juaco) besándose. Por esto, Benny se enfada con su madre Beatri, que le explica que ella también tiene derecho a enamorarse. Mientras que, Camila se pone a llorar al enterarse que podría haber sido contagiado de SIDA, ya que no quiere morirse, sin pensar en que ella podría haber contagiado también a su esposo Gonzalo. Cuando la propia Nany le cuenta a Diego Tamayo que ella tiene SIDA, él teme que Camila también esté contagiada y que le haya contagiado cuando hicieron el amor, ya que ella se acostaba con Antonio, quien se acostó a su vez con Nany. Por su parte, Pedro está encantado de ser por primera vez abuelo, pero Clemencia se opone a ir a ver al hijo de Sofía y Antonio. Y Doña Cecilia está feliz de ser bisabuela y le pide a Sofía que disculpe a Antonio porque no pudo ir al parto. Y muy enfadada, Rosario le cuenta a Doña Cecilia que Camila dejó encerrada a Sofía cuando ella estaba a punto de dar a luz. Aunque Diego Tamayo va al hospital para hacerse unos exámenes para saber si tiene SIDA; él no se hace esas pruebas porque se da cuenta de que hasta las enfermeras le conocen y no quiere que nadie se entere de eso. Al día siguiente, Diego Tamayo discute con Camila por dejarse contagiar de SIDA, y Gonzalo escucha la conversación, dándose cuenta que él también podría estar contagiado, además, él descubre que su esposa Camila le traicionó con Tamayo. Por esto, Gonzalo decide terminar definitivamente su matrimonio con Camila.

Antonio visita al hospital a Sofía y a su hijo
La doctora Perla, que trató de curar de la adicción al sexo a Antonio, le exige a éste que se haga las pruebas para saber si está contagiado de SIDA. Aunque Don Juaco y Doña Beatri quieren luchar por ser felices juntos, sus hijos no creen en esa relación, ya que Jenny cree que Doña Beatri lo único que quiere es adueñarse de la casa de su padre, siendo Lorena la única que confía en que esa relación es seria, pues Benny tampoco confía en las buenas intenciones de Don Juaco con su madre. Por su parte, Alejo comienza a trabajar en el taller mecánico con su padre Ángel, haciéndole creer que le perdonó que le abandonara, aunque Alejo lo único que quiere es conseguir dinero para seguir comprándose droga. Mientras que, Doña Cecilia reprocha a Antonio que no haya acudido al nacimiento de su hijo, y Antonio se justifica diciéndola que no pudo porque se siente mal, ya que es incapaz de contar a su abuela que él podría tener SIDA. Con la intención de enamorar a otra mujer millonaria, Luigi se fija en Clemencia y, haciéndola creer que es un jardinero, comienza a coquetear con ella. Cuando Antonio va al hospital para hacerse las pruebas para averiguar si tiene SIDA; él se encuentra con Gonzalo y Daniela, que juntos fueron a hacerse esas mismas pruebas, ya que ellos también se acostaron con Camila y Antonio, respectivamente. Como está en el mismo hospital donde va nació su hijo; Antonio aprovecha para ir a ver a su hijo y a Sofía, pero ella no le perdona que no estuviera cuando nació su hijo, exigiéndole que se marche de su habitación. Cuando ve por primera vez a su hijo, Antonio se queda hipnotizado y no puede parar de mirarle. En la empresa, Cecilia enfrenta a Camila por encerrar a Sofía cuando ella iba a dar a luz, pero Camila la dice que eso es un malentendido porque jamás sería capaz de hacer daño a Sofía y a su bebé. Y Camila le dice a su abuela que está muy nerviosa desde que Luigi salió de la cárcel y, diciendo que es demente, Camila la dice que él es su verdadero padre. Y Cecilia, para tranquilizar a Camila, la dice que para ella siempre será su nieta. Por esto, Camila la pide a su abuela Cecilia que la ayude a alejar al vividor de Luigi de sus vidas. Al ver a Camila hablando con el Doctor Monsalve; Camila la hace creer a su abuela Cecilia que ella está charlando con el Doctor porque quiere quedarse embarazada, aunque él lo único que quiere es recriminarla que ella le haya inducido a mentir a Sofía para separarla de Antonio. Más tarde, Cecilia le ofrece dinero a Luigi para que rechace su pretensión de ser padre de Camila y alejarse para siempre de los Brando.